martes, 9 de noviembre de 2010

Colombianos en España recibieron al Papa en Barcelona

Los colombianos residentes en Barcelona, España, llevaron ayer sus banderas para hacerse sentir, representar el país en la ceremonia de consagración de la Basílica de la Sagrada Familia y expresarle su afecto al Sumo pontífice, quien criticó la legalización del aborto y el matrimonio homosexual.

Entre las 36 mil personas que lograron invitación para acomodarse en las sillas dispuestas a lo largo de la Avenida de Gaudí, para ver, a través de las pantallas gigantes, los detalles de la visita del Papa Benedicto XVI, orgullosos se encontraban los colombianos.

A unas pocas cuadras de ellos, el templo de la Sagrada Familia, Basílica desde ayer y aún sin concluir después de 128 años de labores, recibía a un Santo Padre.

Ubicados en calles diferentes, pero testigos de todo, emocionados y aplaudiendo, estaban Sandra Saavedra, nacida en Armenia y casada con un español; María Cecilia Leyva, de Cali y estudiante de un posgrado; y Andrés Estrada, un electricista de Medellín. Lograron su pase a través de las parroquias que frecuentan y madrugaron para asegurar su asiento, pues aunque fuera a través de una imagen, se sentían cerca del Papa y embajadores de un país del que están lejos por diferentes motivos.

Debajo de una gruesa chaqueta, estaba Érika Alexandra, la hija de Andrés, que nació en España y que a sus cuatro meses de vida recibió la ilustre visita dormida y sin ánimos de abrir los ojos.

"Esto es una ilusión, algo que no había pensado vivir. Quería venir para pedir por el bienestar de mi gente, de todos los colombianos que hacemos patria en otros sitios del mundo y por todos los que estamos aquí", dijo Andrés.

Otros latinoamericanos también se hicieron presentes con sus distintivos. "Orgullosos de representar a la patria natal", expresó Ángela Santillán, de Ecuador; y "para decir, Chile está aquí; Suramérica está aquí", complementó Marcela Palacios.

Allí escucharon atentos las palabras del Papa que fueron duras con la posición del Gobierno español frente al aborto y la unión homosexual.

Benedicto dijo que, aunque las condiciones de la vida han cambiado mucho y con ellas se ha avanzado enormemente en ámbitos técnicos, sociales y culturales, no hay que contentarse con estos progresos.

"Junto a ellos deben estar siempre los progresos morales, como la atención, protección y ayuda a la familia, ya que el amor generoso e indisoluble de un hombre y una mujer es el marco eficaz y el fundamento de la vida humana en su gestación, en su alumbramiento, en su crecimiento y en su término natural", afirmó.

Agregó que la Iglesia aboga por medidas económicas y sociales para que la mujer encuentre en el hogar y el trabajo su plena realización, y para que el hombre y la mujer que contraen matrimonio y forman una familia sean apoyados por el Estado.
ELCOLOMBIANO.COM

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Información para todos los colombianos en España, nuestro objetivo es informar, divertir y ser el lazo conductor de los colombianos con su tierra: http://www.colombiaenespana.com