domingo, 7 de octubre de 2012

El aterrador secuestro de un niño colombiano en España

El sueño de una familia colombiana por obtener mejor calidad de vida en España se convirtió en una pesadilla para su hijo, un pequeño de once años que fue secuestrado en Barcelona y permaneció sedado y atado de pies y manos en una vivienda hasta que fue liberado por la Policía.

Autoridades locales informaron ayer que el secuestro se produjo el pasado 25 de septiembre, cuando el menor y su madre viajaron desde Valencia para encontrarse con personas que les ayudarían a obtener documentos que legalizarían su permanencia en el país.


Una joven los recogió en un automóvil y los llevó hacia un lugar desolado en donde cuatro hombres encapuchados y portando armas de fuego forzaron al menor a entrar en el maletero de otro coche y exigieron a la madre el pago de cinco millones de euros (6,5 millones de dólares) por su liberación.

La colombiana denunció inmediatamente los hechos a la policía y la Unidad Central de Secuestros y Extorsiones comenzó a reunir y cotejar información que permitió a agentes del agentes del Grupo Especial de Intervención localizar al menor en un apartamento y liberarlo pasados sólo dos días del plagio.

Malas compañías
Fue tras las rejas, en una cárcel de Valencia, en donde la suerte del pequeño empezó a encausarse hacia el infortunio.

Allí, entre las incomodidades y privaciones del presidio, el padre de la víctima, un colombiano que, al parecer, acumulaba varias deudas por tráfico de drogas, conoció al cerebro de la operación que le arrebataría a su hijo durante dos jornadas.

Tras saber a su compañero de celda dueño de varios restaurantes y poseedor de mucho dinero, el secuestrador, un español condenado por homicidio, engañó al colombiano, afirmándole que conocía gente en la capital catalana que ayudaría a su esposa y sus tres hijos a regularizar su situación legal en España.

Durante el cautiverio, los secuestradores amenazaron al chico con cortarle la lengua si hablaba o venderle a un grupo de torturadores si su familia no pagaba el rescate.

La pesadilla cambió cuando la policía irrumpió en el lugar donde tenían al menor. Allí fue capturada una mujer española, de 46 años de edad,

Posteriormente, fue arrestado otro español de 36 años de edad, por su supuesta participación en el secuestro, y los investigadores identificaron a otro supuesto miembro del grupo, y ya emitió una orden de captura.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Información para todos los colombianos en España, nuestro objetivo es informar, divertir y ser el lazo conductor de los colombianos con su tierra: http://www.colombiaenespana.com